NOTICIAS ASODEGUE

 
   

 

 

 

 

 

HOJAS INFORMATIVAS

 

 8 de febrero de 2007

Oyala

   Oyala es ya un esbozo de ciudad. Se encuentra "en medio de la selva", sobre el río Wele, en el límite común de los distritos de Añisok y Aconibe, a veinte kilómetros de Mongomeyeng. Durante bastante tiempo se ha especulado con la posibilidad de que se estuviese construyendo allí una importante base militar. Las últimas noticias indican, sin embargo, que lo el dictador quiere construir es un importante aeropuerto, el más grande del país y uno de los más grandes de la región. Cumpliría la función de recibir todo el tráfico internacional y desde el saldrían vuelos locales hacia Malabo y Bata. Este proyecto estaría en la base de la intención de Obiang de construir allí la nueva capital del país que pasaría a residir así en su región natal.

   Se trata, sin embargo, de un proyecto semiclandestino: no se habla oficialmente de él, ni los gastos que supone para el Estado ecuatoguineano aparecen en los Presupuestos anuales. Parece confirmarse que, en su conjunto, no va a ser una base militar pero hay partes de ella que tienen restringido el acceso a los civiles... Las últimas noticias indican también que van a construirse en sus cercanías instalaciones fabriles al servicio del futuro desarrollo urbanístico de Oyala.

   Como es conocido, el gobierno ecuatoguineano esta implicado actualmente en otra operación urbanística salvaje, la remodelación de Malabo. Dentro de ella se inscribe el desalojo forzoso del barrio de Campo Yaundé y la construcción de Malabo 2. Los vecinos de otros barrios han recibido la comunicación, a través de los presidentes de comunidades, de que deberán hacer frente, a su costa, a remodelaciones obligatorias de las casas en las que viven. Esta operación es resumida por las autoridades con la frase "quien no pueda vivir en la ciudad deberá volverse al pueblo". Un perfecto resumen de lo que no debe ser nunca un proceso de desarrollo. Una demostración más del carácter despiadado de la dictadura de Obiang.

   

Ricardo Mangué critica ahora al personal sanitario de los hospitales

   "El primer ministro de Guinea Ecuatorial, Ricardo Mengue Obama Nfube, acusó al personal sanitario de obligar a los enfermos a comprar medicamentos para ser atendidos, informó hoy la radio estatal guineana.

   Mengue manifestó que ha observado, 'con sumo pesar, que algunos sanitarios, con el ánimo de un enriquecimiento rápido e injusto, están anteponiendo sus intereses personales sobre la salud de los enfermos mediante la imposición de fármacos no controlados y de dudosa procedencia'.

   El primer ministro recordó que en todos los hospitales del territorio nacional 'la compra de medicamentos o material sanitario no será condición para atender a los enfermos en situación de emergencia o para ser operados'.

   Asimismo, el jefe del Ejecutivo ha firmado una orden por la que se prohíbe con carácter permanente al personal sanitario la venta de medicamentos, por considerar que se están produciendo casos de tráfico ilícito de esos productos, por los que se están cobrando precios abusivos, informó hoy la radio estatal.

   La carencia de medicamentos en todos los hospitales ecuatoguineanos ha dado lugar a la proliferación de un mercado paralelo ilegal, cuyo principal beneficiario es el personal sanitario.

   A pesar del 'boom' petrolero de Guinea Ecuatorial, esto no reporta en una mejora de las infraestructuras sanitarias y los pocos hospitales del país presentan una notable carencia de artículos tan básicos como vendas, algodón, anestésicos e incluso sábanas, dijeron a Efe fuentes de la oposición.

   El jefe del Ejecutivo ecuatoguineano dijo que había constatado que 'cierto personal sanitario con ánimo de lucro, está realizando el tráfico de medicamentos en los hospitales, condicionando el tratamiento u operaciones quirúrgicas de los enfermos a la compra de sus medicamentos y otro material sanitario'.

   La orden trata de poner coto a una situación 'deplorable, que merma la eficacia del esfuerzo que constantemente despliega el Gobierno hacia la consecución del bienestar físico y psíquico de las personas', dijo Mengue.

   Advirtió que el personal sanitario que venda medicamentos de forma ilegal será objeto de expediente disciplinario y sancionado conforme a las leyes y pidió a los enfermos que denuncien 'cualquier trafico de medicamentos y material sanitario en los hospitales'.

 

   A. La clave del problema está en que ese "esfuerzo que constantemente despliega el gobierno hacia la consecución del bienestar físico y psíquico de las personas" del que habla el Primer Ministro, no existe. Es mentira. En los hospitales ecuatoguineanos, aunque pueda parecer increíble, no hay medicamentos, ni las dotaciones mínimas. Este es el problema fundamental y resolverlo es responsabilidad del gobierno.

   Sucede, además, que hay quienes quieren sacar partido de esta situación de escasez y venden (incluso imponen la compra) de medicamentos de dudosa calidad.

   Ricardo puede hacer dos cosas, asumir sus responsabilidades e intentar resolver los problemas, buscando además el concurso de los ciudadanos, o imitar al dictador y lanzar críticas a diestro y siniestro sin resolver nada. Cada día da pasos por este último camino. 

 

La empresa que abandonó en Guinea a los cinco peruanos es española

   La Agencia Peruana de Noticias difundió el día 6 la noticia siguiente: "Los cuatro peruanos que fueron abandonados por una empresa española en Guinea Ecuatorial, África, ya tienen en su poder sus respectivos pasaportes y DNI que los identifican, aseguraron hoy familiares de los compatriotas. 

   Walter Polanco Sonco, hermano de Jhony Walter, uno de los afectados, informó que los documentos les fueron devueltos por representantes de la empresa española, en presencia de diplomáticos del consulado español en la isla de Malabo, a pedido de la Cancillería peruana. 

   Los ciudadanos que cuentan ahora con sus documentos personales son Jhon Walter Polanco Sonco (Pasaporte N° 3708581), Walter Sayritupac Gutiérrez (Pasaporte N° 3708578), Angel Benjamín Herrera Payhua (Pasaporte N°2393296) y Pascual Aguilar Márquez (Pasaporte N° 1947887). Todos ellos también recuperaron su Documento Nacional de Identidad (DNI).

 

   De acuerdo con información de la prensa, ellos fueron supuestamente engañados por Celso Barreiro y Andrés Ancajima, representantes de la empresa española Construcciones Ecuador, quienes les quitaron sus pasaportes y no les hicieron firmar su contrato de trabajo, pese a que inicialmente le hicieron esa promesa.

 

   En tanto, Walter Vicente Paiva, quien se encontraba inubicable en Guinea Ecuatorial y que ayer fue hallado en la ciudad de Bata, expresó su deseo de no retornar al país.

 

   Polanco agradeció a la prensa por haber informado acerca de la situación de su hermano y de los otros tres compatriotas, y dijo que en Malabo existe una familia “caritativa” que los viene ayudando con alimentos y casa.

 

   “Sin embargo, no sabemos cuánto puede durar esto. Por eso queremos que la repatriación sea lo más pronto posible”, apuntó al señalar que desconoce cuándo retornarán a Lima los cuatro compatriotas.

 

   “Por ahora, mi hermano y los demás compatriotas están siendo asistidos por el consulado español, que se viene comunicando frecuentemente con ellos para ver cómo está su integridad física”, añadió.

 

   Indicó que, por otro lado, la Cancillería está haciendo las gestiones respectivas para lograr la repatriación de quienes sí han expresado su deseo de volver al Perú".

 

   Por su parte Europa Press dice: "Los cinco peruanos que habían viajado a Guinea Ecuatorial contratados por una empresa española y que, según el Ministerio peruano de Exteriores, fueron 'abandonados' por ésta han llegado a un 'acuerdo amistoso' con su empleador y regresarán a su país, informaron hoy a Europa Press fuentes diplomáticas.

 

   El Gobierno español, a través de sus consulados en Malabo y Bata, ha colaborado con el Ministerio de Asuntos Exteriores de Perú para gestionar la repatriación de estos cinco trabajadores peruanos que carecían de documentación y fueron abandonados hace un mes por la empresa española 'Construcciones Ecuatorianas' en Guinea Ecuatorial, informó el Ministerio peruano de Asuntos Exteriores.

 

   Se trata de Walter Sayritupac Gutiérrez, Walter Polanco Jara, Angel Benjamín Herrera Payhua, Pascual Aguilar Márquez y Walter Paiva.

 

   Según las fuentes diplomáticas consultadas, después de que el embajador español en Guinea Ecuatorial, Javier Sangro de Liniers, contactara con el empresario español que les contrató, ambas partes concluyeron que la mejor solución era 'romper la relación de trabajo'.

   Y es que ni los contratados estaban de acuerdo con las 'condiciones de trabajo' ni el empresario con las 'cualificaciones' de los empleados, que no eran las que habían afirmado tener, siempre según las mismas fuentes.

   Una vez que los cinco ciudadanos peruanos han recuperado sus pasaportes viajarán 'a lo largo de esta semana' a su país de origen. El empresario recuperará el dinero que invirtió al pagar el trayecto hasta Guinea Ecuatorial de los cinco empleados, que no llegaron a trabajar.

   Según las mismas fuentes, los cinco ciudadanos peruanos han quedado 'satisfechos' por la asistencia prestada por los servicios consulares españoles, a los que se dirigieron directamente en busca de ayuda.

   Según Lima, tanto el cónsul español en Malabo, José Pintor, como el propio embajador de España en Guinea, Javier Sangro de Liniers, gestionaron ante el empresario español la devolución de los pasaportes de los empleados que fueron entregados para gestionar los permisos de residencia respectivos".

 

En Malabo hay bandas malignas

   "La policía de Malabo, capital de Guinea Ecuatorial, ha desarticulado a una banda de 'gamberros' que profanaban tumbas para vender los huesos a los extranjeros y que también se dedicaban a agredir a la gente, informó hoy la radio estatal.

   La radio informó que 22 miembros de este grupo de 25 'gamberros' que en los últimos días había causado el pánico en las calles de Malabo ya están recluidos en un centro penitenciario de la localidad.

   El gobernador de la provincia de Bioko Norte, Lucio Anseme, declaró a la prensa que la banda residía en una vivienda desocupada del barrio de SEMU, en las afueras de Malabo, 'donde cada tarde consumía previamente todo tipo de estupefacientes para más tarde atropellar a la población sin contemplaciones'.

   Anseme afirmó que las autoridades provinciales de Bioko Norte 'no bajarán la guardia y seguirán desarticulando estas bandas malignas'.

   Agencia EFE, 6 de febrero de 2007.

 

El ejercito de los Estados Unidos crea una Comandancia para África

   "Declaración del Presidente:

   Tengo la satisfacción de comunicarles hoy mi decisión de crear, dentro del Ministerio de Defensa, una Comandancia unificada de las fuerzas armadas para África. He pedido al ministro de Defensa que se constituya esta Comandancia antes del final del año presupuestario 2008.

   Esta nueva Comandancia reforzará nuestra cooperación con África en materia de seguridad y ofrecerá nuevos recursos para incrementar las capacidades de nuestros socios africanos. Permitirá que intensifiquemos nuestros esfuerzos destinados a aportar paz y seguridad a los pueblos de África y a promover nuestros objetivos comunes en materia de desarrollo, de salud, de educación, de democracia y de crecimiento económico en África.

   Vamos a pedir a todos los dirigentes africanos su opinión sobre cómo esta Comandancia podrá hacer frente a sus desafíos y aprovechar las posibilidades que se presentarán en África en el ámbito de la seguridad. Colaboraremos también con nuestros socios africanos en la elección del lugar apropiado para esta Comandancia".

   Oficina de Prensa de la Casa Blanca, 6 de febrero de 2007.

 

 

Editado y distribuido por ASODEGUE

Índice Noticias